Freya

Freya fue recogida en verano de 2019 de una colonia de Hío. La encontraron muy delgada, con las pupilas diferentes y con diarrea. Dio positivo en leucemia. Entró en el refugio porque no tenían donde tenerla.

Es una gata muy buena y que se deja hacer. Escapa un poquito cuando sabe que toca medicación, pero bueno, eso es algo totalmente comprensible 🙂 En una casa sería sin duda una gata muy feliz.

Amadrinada por Pablo Dapena 🙂