Ronda

A Ronda la recogimos en el Barrio do Cura, Era una de los que vivían allí, unos dentro del asilo y otros en los alrededores. Cuando empezaron con el derrumbe del edificio, hubo que sacarlos de allí a todos.

Ronda es una gata que llegó con mucha desconfianza, siempre escondida, pero el cambio de refugio le ha venido muy bien, le encanta tumbarse al sol y está empezando a bajar la guardia e incluso a dejarse rozar.