Gruñón

Gruñón y su hermano Chaval forman parte de la colonia de Chapela que tuvimos que recoger cuando su cuidador no pudo seguir atendiéndolos.

Muchos de ellos ya tenían su nombre, en el caso de Gruñón fuimos nosotros los encargados de dárselo y lo cierto es que ahora que lleva un tiempo en el refugio, nos hemos dado cuenta que ese nombre no le hace justicia.

Gruñón llegó muy asustado y, en su caso, ese miedo lo manifestaba mostrándose muy agresivo. Se fue relajando poco a poco y ahora que está adaptado a su nuevo entorno, es cuando nos está dejando ver al verdadero Gruñón, un gato tímido pero que te levanta el lomito y se frota contigo desde la primera caricia 🙂

Relacionados con Gruñón: